top of page
Buscar

Mamá Emprendedora: Estrategias para Equilibrar Maternidad y Éxito Empresarial

Sé que como mamá emprendedora, nuestro viaje es una montaña rusa llena de desafíos y emociones. Aquí te comparto algunas estrategias que me han ayudado a equilibrar la maternidad y el emprendimiento de una manera más efectiva.



mamá emprendedora


Descubre tu ritmo único

Cada mamá emprendedora tiene su propio ritmo y estilo. Experimenta para descubrir cuándo eres más productiva y cuándo necesitas dedicar tiempo a tus hijos. Esto te permitirá crear un horario más realista y adaptado a tus necesidades y las de tu familia.


Cuando di el salto a mi emprendimiento me sentía súper frustrada porque quería llegar a todo hasta que decidí hacerme un horario y dedicarme a ciertas cosas, sino caes en un agobio que no es sano para tu emprendimiento.


Establece metas claras y alcanzables

Define metas específicas y realistas tanto para tu negocio como para tu vida familiar. Esto te ayudará a mantenerte enfocada y a disfrutar de los logros, por pequeños que sean, sin sentirte abrumada.


Ya lo he contado en otras ocasiones, pero para mí es indispensable hacerme un horario y cada semana saber qué es lo que voy a hacer.  Además a principios de año, establezco qué quiero alcanzar ese año y lo voy desglosando en meses y en semanas para que sea más factible alcanzarlo.  Poco a poco, sin agobios.


Crea tu equipo en casa y prioriza

Reconoce que no puedes hacerlo todo. Delega tareas cuando sea posible y prioriza actividades según su importancia. Esto te ayudará a evitar sentirte abrumada y a mantener un equilibrio más saludable.


Cuando empecé a trabajar en casa, me preocupaba más porque estuviese limpia la casa y otras tareas más que por mi emprendimiento, es como que me viene de serie.  Y dije: hasta aquí. No es importante en horas de trabajo limpiar la casa. 

Además, pensaba que lo tenía que hacer todo yo sola, pero no es cierto, también cuento con el apoyo de mi marido, cada uno se encarga de determinadas cosas en casa y eso es fundamental.


Identifica momentos clave para trabajar

 Aprovecha momentos específicos del día para concentrarte en tu emprendimiento, como durante las siestas de tus hijos o cuando están ocupados con otras actividades. Será más fácil avanzar en tus objetivos sin sentir que descuidas a tu familia.


En casa tenemos montado el despacho-guardería: nuestra hija tiene sus juguetes en nuestro despacho y juega mientras que estamos trabajando.


Fomenta la flexibilidad en tu planificación

La maternidad es impredecible. Sé flexible en tu planificación y aprende a adaptarte a los cambios repentinos. La flexibilidad te permitirá abordar los desafíos diarios con una mentalidad más positiva.


No te vayas a pensar que nuestra hija está todo el rato jugando, porque también tiene sus necesidades: quiere que la cojas, que la des mimos, le des de comer, etc. Y eso es algo que tienes que tener en cuenta.  Eres emprendedora y también eres madre, así que no te fustigues.  Tienes dos trabajos en uno.  Sé amable contigo.


Prioriza tu bienestar como mamá emprendedora

Cuida de ti misma. Dedica tiempo para el autocuidado, ya sea mediante la práctica de la autocompasión, la realización de ejercicio o simplemente tomándote un momento para relajarte. Mantenerte equilibrada es esencial para ser una madre y emprendedora exitosa.


Para mí es algo fundamental.  Yo me tomo mis tiempos de descanso para luego estar al 100% como mamá y como emprendedora.  Así que 0 culpas.  Es imprescindible el autocuidado.


Recuerda, este viaje de la maternidad y el emprendimiento es único para cada una de nosotras. Encuentra las estrategias que mejor se adapten a tu vida y celebra cada logro, por pequeño que sea. Si tienes algún consejo o deseas compartir tu experiencia como madre emprendedora, ¡te invito a dejar un comentario! ¡Sigamos creciendo y apoyándonos mutuamente en este apasionante viaje!

Comments


bottom of page